• _2016-05-23

Medidas provisionales por separación


1 Punto2 Puntos3 Puntos4 Puntos5 Puntos (5 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading...

Las medidas provisionales por separación, divorcio o nulidad se encuentran recogidas en nuestro Código Civil, en el TÍTULO IV,  Del matrimonioCapítulo XDE LAS MEDIDAS PROVISIONALES POR DEMANDA DE NULIDAD, SEPARACIÓN Y DIVORCIO, y desarrollado en los Artículos 102 hasta el Artículo 106 del mismo. En este capítulo de nuestro Código Civil se relatan los distintos pasos que produce la admisión de una demanda de nulidad, separación o divorcio.

En el Bufete Vilches Abogados de Madrid, somos especialistas como abogados matrimonialistas en Madrid, si precisáis de nuestros servicios de abogado matrimonialista poneros en contacto con el Bufete, sin ningún compromiso, en los medios que tenemos disponibles, el chat online de la esquina derecha, en nuestra página de contacto de la web, o si lo preferís en el teléfono 91 575 90 82 , nuestro compromiso es daros el mejor trato y asesoramiento posible.

Medidas provisionales por separación - Vilches Abogados Las Rozas de Madrid - Abogados de Familia

Medidas provisionales por separación: los efectos de admisión de demanda

Según nuestro Código Civil la admisión de una demanda de nulidad, separación o divorcio, tiene los siguientes efectos:

  • el cese de la convivencia conyugal, y que los cónyuges podrán vivir separados,
  • en el caso de que existiesen, dejan de ser válidos los poderes y consentimientos que el uno hubiera otorgado al otro, a todos los efectos quedan revocados.

El contenido del Artículo 102, continúa diciendo que salvo pacto en contra de las partes, “se cesa la posibilidad de vincular los bienes privativos del otro cónyuge en el ejercicio de la potestad doméstica”, sobre este particular cualquiera de los cónyuges podrá solicitar e instar las oportunas anotaciones tanto en el Registro Civil, como si es preciso en el de la Propiedad o en el Mercantil.

Medidas provisionales por separación: los hijos…

En el siguiente Artículo 103, se establece cómo ha de obrar el Juez en el caso de existir menores en el seno del matrimonio, y si no hay acuerdo por parte de los cónyuges, así las cosas el Juez podrá tomar las siguientes medidas:

Determinar, en interés de los hijos, con cuál de los cónyuges han de quedar los sujetos a la patria potestad de ambos y tomar las disposiciones apropiadas de acuerdo con lo establecido en este Código y, en particular, la forma en que el cónyuge que no ejerza la guarda y custodia de los hijos podrá cumplir el deber de velar por éstos y el tiempo, modo y lugar en que podrá comunicar con ellos y tenerlos en su compañía.

En casos absolutamente excepcionales, se puede encomendar la tutela de los menores a abuelos, parientes u terceras personas que lo consientan, de no existir ninguno de éstos se delegará en una institución que sea idónea para ejercer las funciones tutelares, que en todo caso serán ejercidas bajo la autoridad del Juez. Si se corriese el riesgo de que los menores pudiesen ser sustraídos por algunos de los dos cónyuges o terceras personas, podrán adoptarse las medidas necesarias para evitarlo, por ejemplo:

  • se puede prohibir la salida del territorio nacional, si no media autorización judicial previa,
  • podrá retirarse el pasaporte a los menores, o evitar su expedición si aún no se hubiese realizado,
  • y podrá pedirse autorización judicial previa de cambio de domicilio de los menores.

Continúa el Artículo 103 con el punto dos, se dice que el Juez podrá determinar que cónyuge debe continuar con el uso de la vivienda familiar, siempre con atención de cual es el interés familiar más necesitado de protección. Se marca que se hará inventario, para determinar qué bienes y objetos continúan en la vivienda, y cuales corresponden a la otra parte. El Juez deberá proceder a tomar las medidas cautelares que conserven el derecho de cada uno de ellos. El punto tres de este artículo dice:

Fijar la contribución de cada cónyuge a las cargas del matrimonio, incluidas si procede las «litis expensas», establecer las bases para la actualización de cantidades y disponer las garantías, depósitos, retenciones u otras medidas cautelares convenientes, a fin de asegurar la efectividad de lo que por estos conceptos un cónyuge haya de abonar al otro.Se considerará contribución a dichas cargas el trabajo que uno de los cónyuges dedicará a la atención de los hijos comunes sujetos a patria potestad.

Punto cuatro del Artículo 103, el Juez deberá señalar los bienes gananciales o comunes, que previo inventario se deberán entregar a cada cónyuge, al tiempo que fijará las reglas que para su administración y disposición deban atender, y la “obligatoria rendición de cuentas sobre los bienes comunes o parte de ellos que reciban y los que adquieran en lo sucesivo”. En el punto cinco, el Juez determinará en su caso “el régimen de administración y disposición”  de bienes privativos que bien por escritura pública o capitulaciones estén afectados especialmente por las cargas del matrimonio.

Medidas provisionales por separación: hijos, jurisprudencia

En sentencia del Tribunal Supremo de 20 octubre 2014, se confirma doctrina jurisprudencial, sobre que el cambio de residencia “del extranjero progenitor custodio”, podrá ser autorizado judicialmente siempre atendiendo al “beneficio e interés de los menores” sobre los que ostenta su custodia:

El cambio de residencia de la madre no es determinante, ni a favor ni en contra, pues lo esencial es si ello redunda en beneficio de la menor.

Desde el siguiente enlace se puede acceder al contenido completo de la Sentencia del Tribunal Supremo de 20 octubre 2014, Rec.2680/2013.

Medidas provisionales por separación: generalidades

En los siguientes artículos se reflejan una serie de generalidades bastante importantes algunas de ellas, así en el Artículo 104, se expone que el cónyuge que da el paso de demandar ya sea la nulidad, la separación o el divorcio, puede solicitar que se tomen las medidas expuestas en los Artículos 102 y 103. Los efectos y medidas de esos artículos solo podrán mantenerse si dentro de los treinta días siguientes a la fecha de ser adoptados se presentase una demanda ante el Juez o Tribunal competente.

El Artículo 105, deja claro que el cónyuge que abandone el domicilio conyugal por causa razonable, y en el placo de treinta días presente la demanda o la solicitud a la que hacen referencia los anteriores artículos, no incumple con su deber de convivencia. Esto tiene que ver con lo que hablamos la semana pasada sobre Abandono de familia o abandono de hogar, es bueno recordarlo.

Y termina este Capítulo X, con el Artículo 106, que refiere que las medidas y efectos del capítulo en cuestión finalizan al ser sustituidos por los que recoja la sentencia estimatoria del proceso iniciado, o bien se ponga fin al procedimiento de otro modo. Pero especifica que la revocación de poderes y consentimientos, a los que se refería el Artículo 102, se entienden como definitivos.

Blog Attachment
  • medidas-provisionales-por-separacion-vilches-abogados-las-rozas-de-madrid-abogados-de-familia
Recuerda... Valoranos por favor y comparte si te ha gustado...
1 Punto2 Puntos3 Puntos4 Puntos5 Puntos (5 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading...

Artículos Relacionados

Escribe tu comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR